Corrección de errores en la venta a distancia

01/12/2021: IVA - Régimen de venta a distancia - Regularización de errores cometidos por comerciantes franceses - Rescripto

 

Desde el 1 de julio de 2021, con la reforma del régimen de venta a distancia, algunas empresas francesas aplican incorrectamente el IVA francés en sus ventas. 

Hacienda acaba de aclarar el procedimiento de regularización de este IVA (BOFiP News, 01/12/2021).

En efecto, conviene recordar que las empresas situadas en la UE y que venden bienes a particulares y personas que no son sujeto pasivo situadas en otro Estado miembro de la UE deben recaudar el IVA al tipo aplicable en el país en el que están establecidas, hasta un determinado umbral.

Estos límites máximos se fijaron en 35 000 o 100 000 euros según el país de destino.

Para las transacciones realizadas a partir del 1 de julio de 2021, estos umbrales de venta a distancia se han armonizado en 10.000 euros anuales en toda la UE. 

Así, una empresa francesa que realice ventas inferiores a 10.000 euros anuales a particulares o personas no sujetas a impuestos de otros Estados miembros de la UE debe someter estas operaciones al IVA francés. 

Si se supera este umbral, debe aplicarse el tipo de IVA del país de destino. 

En este caso, la empresa francesa puede regularizar su situación en la ventanilla única ("OSS-IOSS" One-Stop-Shop - Import One-Stop-Shop) haciendo allí su declaración y pago del IVA, correspondiente al caso en que había seguido aplicando por error el antiguo umbral.

La empresa también puede identificarse a efectos del IVA en el país de destino y presentar allí una declaración del IVA, declarando y pagando el IVA devengado por las ventas a distancia en el país en cuestión.

Como consecuencia de esta reforma, los operadores franceses pudieron repercutir erróneamente el IVA francés en todas sus ventas a particulares en otro Estado miembro porque siguieron aplicando por error los antiguos umbrales.

Si regularizan su situación en el país de destino, estas empresas se encuentran en una situación de doble imposición porque también han pagado el IVA francés a Hacienda.

En una orden emitida el 1 de diciembre de 2021, Hacienda precisó que estos operadores podrán presentar solicitudes de devolución del impuesto sobre el valor añadido indebidamente recaudado en Francia, siempre que vayan acompañadas de los justificantes de estas operaciones de venta a distancia, así como de la prueba del pago del impuesto en Francia y en el extranjero.

La Administración especifica que, teniendo en cuenta los diferentes plazos de recuperación en los distintos Estados miembros, pueden aplicarse procedimientos automáticos de socorro (artículo R 211-1 LPF).

Así, cuando el operador pueda demostrar la doble imposición de la misma operación, el plazo para solicitar la legalización podrá ser superior al previsto en la legislación (hasta el 31 de diciembre del año siguiente al pago del IVA).

La administración fiscal extranjera también será informada de la desgravación efectuada en Francia.

Lo que está en juego puede ser muy importante para las empresas.

 


 

 

e-VATplus puede ayudarle en este proceso.

Nuestros expertos pueden auditar su situación, evaluar el impacto de estos dobles pagos y formalizar sus solicitudes de devolución ante las autoridades francesas.